jueves, 26 de agosto de 2010

Mi odiosa madrastra - Capítulo 6 y 7

Hola!! Siento no haber publicado la semana pasada, pero tuve unos problemillas y no me dio tiempo, aquí os dejo la conti de este gran fic, como el capítulo 6 es cortito os pongo el 7 también (aunque el 7 es bastante largo ¬¬ no me cuadra pero bueno más vale que sobre que que falte xd). Enjoy! :)

Mi odiosa madrastra

Autor: Akton

Capítulo 6


El año nuevo lo pasé en cama, a pesar de estar recuperándome prefería mil y una vez, estar en aquella pequeña habitación cálida, antes de estar cerca de “esa” gracias al cielo Alexander partió ayer rumbo a Moscú, yo debería hacer lo mismo, sin embargo mamá dice que aun estoy delicada “estas un poco pálida, deja de ser tan testadura” dice cada vez que le suplico que puedo comer sola.

Desde lejos observo como Lena ríe traviesa de nuestras pequeñas discusiones, para serles sincera esa mujer al reír detiene el tiempo y el espacio, su risa logra despertar en mí, cosas nuevas, cosas que no entiendo, pero me gustan; lastimosamente por orgullo o por miedo a un rechazo, prefiero callar, prefiero seguir actuando que la odio, aunque el fondo me este muriendo por ella. Esa “arpía” como suelo llamarla se esta apoderando de cada rincón de mi alma, de mi corazón y de mi cuerpo… cuando discutimos, me siento viva, me gusta ver como enciendo esa chispa en sus ojos, amo cada vez que hace esa mueca de molestia cada vez que le digo “bruja” u otro de mis “cariñosos” apodos.

Dimitri y mi tía han salido a buscar algunos víveres, tanto mamá como Lena piensan que sigo dormida, pero no aguanto un día más en esta cama, me duele la espalda, sin olvidar el trasero, tengo un poco de hambre y no llamaré a mamá para que venga alimentarme o me pondrá el babero, la muy graciosa…

Me doy un baño caliente que me hace sentir mucho mejor, para luego colocarme un suéter celeste y un pantalón holgado de color blanco, por último las calcetas negras y bajo casi en puntillas para no hacer ruido.

Camino hasta la cocina y me preparo un sándwich de jamón y queso, me sirvo un poco de leche – me moría de hambre… - digo al terminar, lavo el vaso y el pequeño plato, no quiero que se enteren de mi breve almuerzo. Antes de subir las escaleras escucho las voces de mi madre y de Lena acercarse – si Larissa me ve… me mata – digo al mirar ambos lados un poco nerviosa – donde me escondo… - digo al respirar algo agitada – aquí estará bien… - digo al esconderme detrás del enorme sillón.

Mi madre siempre ha sido una mujer bastante calmada, risueña y dueña de una gran paciencia que a veces logro acabar; cuando me enfermo ella suele ser algo “extra – cariñosa” ósea sobre protectora y si logra verme sin calzado y levantada, es capaz de lincharme…

Siento como mi pequeño corazón late a mil, no hace calor, mas estoy sudando como si fuera en verano - ¡Hay pequeña! – dice mi madre al sentarse en el mismo sillón donde estoy escondida – creo que fui injusta con ella… ella me salvo y me dijo cosas que no recuerdo muy bien, pero sé que fueron dulces, ella jamás me perdonará… pero no le rogaré – dice Lena al dar un hondo suspiro – quisiera decirte que mi Yul no es así de rencorosa, sin embargo ustedes no se llevan muy bien que digamos y con esa bofetada… cavaste tu tumba – dice en tono juguetón lo último – desde que me case con Oleg y la conocí, ya mi tumba estaba cavada – sé que en estos momentos esta haciendo esa mueca de molestia que me enloquece - pero haber dime que fue lo que ocurrió, sé que si le pregunto a Yulia no me dirá – dice mi madre curiosa – no recuerdo mucho, solo podría decirte que no era la Yulia que conozco – lo dice pensativa y a la vez con ese tono que indica duda – al parecer ya llegaron – dice mi madre al levantarse – vamos ayudarlos – dice Lena al colocarse el abrigo – vamos – dice mi madre al imitar el acto y salir con ella – esta es mi oportunidad… - digo al subir las escaleras a toda velocidad.

Me acuesto en la cama y me a cobijo – ¿sabrá todo? –digo pensativa.

Si llegase a preguntarme algo, tranquilamente le diría que el frío la hizo alucinar “Yulia Volkova, enamorada de una oportunista… JAMÁS” lucharé con este sentimiento hasta el final o hasta no poder más y entregarme rendida a sus brazos.

Ese día transcurrió normal “luces mucho mejor, mañana nos podremos ir” fue lo que dijo mamá en la tarde al alimentarme con todo y babero “¡NO SOY UNA BEBÉ!” dije molesta ante la carcajada de mi tía y Dimitri, Lena solo sonreía desde el marco de la puerta “Y tu de que te ríes” dije al lanzarle una mirada fría de reproche “no hables, descansa” dijo en tono suave “no eres mi madre” dije algo calmada, pero sin quitarle la mirada “soy tu esposa… no tu madre” dijo al bajar la mirada, tanto mamá como yo, nos dimos una mirada de “¿WHAT?” mis tíos solo la miraron sorprendidos, era la primera vez que decía algo así “!que linda!…Ja! Desde cuando” dije al reír con cierto sarcasmo que pude notar como subió enseguida la mirada, ambas somos iguales… solo que ella siempre cae en mis provocaciones “Desde que me paré aquel día en esa **** iglesia y dije acepto” fue lo único que dijo antes de irse.

Ese no fue era el fin de la discusión, sé que calló por Dimitri y por mi tía, al llegar a Moscú, la riña seguiría…
Antes de dormir hable con Dimitri y cerramos el trato, en unos días él iría a la empresa a presentarme al nuevo cliente, la empresa volvía a la normalidad, sin embargo las cosas con Lena seguirían igual?




Al día siguiente…

Me levanto totalmente restablecida, tanto el dolor en la espalda como el de la garganta, desaparecieron. Me baño y me visto de prisa, no quiero permanecer ni un minutos más en Siberia – Buenos días – digo al bajar con mis maletas - ¿desayunaras? – Dice mi tía al beber un taza de café – no, no tengo apetito - -digo al colocarme los guantes y la boina negra - ¿tan mala fue tu estadía aquí? – Dice al levantar una ceja – claro que no, este lugar es precioso, sabes muy bien que tu compañía es la mejor… Pero quiero regresar a Moscú, quiero ir a la empresa y distraerme – digo al sonreír – no quieres estar con ella ¿verdad? – dice mi tía en tono bajo – no te preocupes por mi matrimonio, el durara… aunque sea un año – digo al besar su frente en señal de despedida y salir.

Al salir Dimitri me ayuda con las maletas, me siento adelante, ya que ella esta atrás – vamos… - dice Dimitri al encender el auto – por fin…- susurro al sonreír.

Antes de llegar al aeropuerto paramos en Kaiak a comprar combustible, bajo a comprar 4 cajas de cigarrillos, son lo único que me tranquilizaran para no matarla, mamá compra una revista de moda y Lena unos chocolates “Ojala que te atragantes” fue lo único que dije antes de salir, desde lejos escuche sus insultos…

Lo que quedaba de camino transcurrió normal, Dimitri y yo hablábamos de algunos negocios, mientras que Lena y mamá hablaban de moda.

Al llegar al aeropuerto la despedida no se hizo esperar, Dimitri me dijo que me apoyaría en todo y que a pesar de nuestras peleas, Elena y yo hacíamos linda pareja, escuche a lo lejos a Lena decir entre dientes “no ves bien…” no dije nada, no quería discutir enfrente de él, si abría la boca se enteraría de todo y no me conviene.
Al subirme en la avioneta me coloco unas gafas oscuras y mi ipod, en el camino no quiero discutir, ya tendremos tiempo al llegar… ya tendremos tiempo…

Llegamos en la noche (10:45PM), Alan fue a recogernos – deja de fumar… me molesta el humo – dice Lena al quitarse los anteojos molesta, anteriormente no la había visto con gafas, pero estas no opacan su belleza - ¡Me vale! – digo al dar una calada y soltarle el humo en el rostro – ERES ….UNA… BESTIA… - dice irritada al toser – mira quien habla…

Así no las pasamos todo el viaje de regreso a la mansión, mamá al principio se molesto, pero luego no paraba de reír – BRUJA –digo al bajar del auto – Enana – dice al lanzarme esa mirada de furia que me encanta.

Antes de subir a mí habitación saludo a nanny y le cuento todo lo que ocurrió en nuestro viaje, ella se sorprendió y una mirada de cierta desconfianza me lanzo, no le dije nada debido al cansancio. “Al parecer fumar no fue tan buena idea” ya que siento una leve punzada en la espalda.

Al entrar a mi habitación doy un hondo suspiro – hogar, dulce hogar – digo al sentarme en la cama y tomar mis medicamentos – dame las cajetas de cigarrillos – dice mi madre algo enojada - ¿por qué? –digo tranquila, sin querer pelear – te vi con la mano en la espalda… si quieres enfermarte de nuevo hazlo, pero en esta ocasión no te dejaré levantar por un mes de la cama y todos los días vendré a darte la comida… y será liquida – al oír esas palabras, le di las cajetas de cigarrillo, no quiero volverme a sentirme mal y menos que mamá me vuelva a tratar así…

Me saco la ropa y me coloco solo una camiseta gris, abajo solo dejaré las bragas, antes de dormir le pido a nanny que me traiga una jarra de agua y un vaso, supongo que me dará sed en la madrugada.

Horas después…
Doy vueltas en la cama, no logro conciliar el sueño… por último me coloco boca arriba y cierro los ojos, esta vez al parecer el sueño esta llegando.

Escucho de repente como la puerta de mi habitación se va abriendo lentamente, no le presto atención, de seguro es mamá que quiere vigilar por un momento mi sueño, como lo hacía cuando era pequeña, pero ese aroma… ese aroma no es de mi madre… ese aroma es de… es de Lena.

Escucho su respiración cada vez más cerca, no abro los ojos, no quiero pelear y menos ahora que estoy a punto de quedarme dormida, sé que esta junto a mi, así me lo indica su aroma y mi corazón, me muevo un poco, cosa que la hace retroceder, sé que mi semblante parece sereno, como si estuviera totalmente dormida, quisiera levantarme y preguntarle “QUE DEMONIOS HACE EN MI RECAMARA” pero por alguna razón no lo hago, siento que de nuevo esta junto a mi, su aroma cada vez se hace mas fuerte, como si se acercara… ¿se esta acercando? mi corazón late de prisa y…

Y siento el leve rose de sus húmedos labios sobre los míos, me quedo quieta por un momento, quisiera entreabrir mis labios y besarla, ¿Y besarla? Sin embargo uno de sus rizos me causa cierto cosquilleo en la nariz, haciendo que me mueva.

A los breves segundos escucho el sonido de la puerta cerrarse, entonces abro mis ojos aun somnolienta y me doy cuenta que se ha ido ¿Por qué habrá venido? ¿Por qué me beso? Por que ese fue un beso ¿verdad? ¿Por qué me deje besar?





Capitulo VII

Me quedo un par de minutos sentada en la cama, tratando de buscarle la respuesta a esto ¿Me habrá besado? Es la pregunta que resuena en mi cabeza, pero no tiene lógica si lo hizo “ella no me soporta, como yo a ella” - debió ser solo mi mente jugándome una mala pasada – digo antes de volverme acostar.

Al día siguiente…

Me levanto temprano para ir a la oficina, me ducho en un dos por tres y me coloco mi ropa de la misma manera (una blusa blanca de botones ajustada, 1 chaleco azul oscuro, también ajustado a mi cuerpo, pantalón de igual color y botas negras) Al terminar de maquillarme, me recojo el cabello y peino mi flequillo - ¿Qué sucedió anoche? – Digo al tocar mi labios – fue tan real… sin embargo tuvo que ser un sueño, ella jamás se atrevería a besarme – digo al colocarme mi abrigo – pero entonces… ¿por qué siento su sabor sobre mis labios? – digo al colocarme unas gafas oscuras y salir de mi habitación.

Al bajar hallo tanto a mi madre como a “esa” desayunando – Buenos días mi amor – dice mi madre al besar mi mejilla – hola… – digo al quitarme el abrigo y sentarme – se dice buenos días – dice Lena sin mirarme al tomar su café – ah no te había visto, es que eres tan insignificante… – digo al sonreír y pedirle a nanny que me traiga un café - yo tampoco te hubiera visto si no fuera por las botas de tacón alto que llevas… - dice al sonreír la muy descarada – ¡YA! Déjenme desayunar en paz… -dice mi madre molesta – lo siento Larissa – dice Lena algo avergonzada – llamó tu tía dice que Dimitri llega hoy – dice mi madre al probar bocado – esta bien… hoy revisaré algunos pendientes – digo al mirar a Lena que luce calmada, de seguro todo fue un sueño, esa mujer es demasiado orgullosa para dejar caer sus “principios” e ir a besarme – señora pudo dormir bien… anoche la vi un poco nerviosa – al escuchar eso fijo mi vista en ella – el insomnio es terrible, pero después de esa copa de vodka, pude conciliar el sueño – dice al sonreír – gracias… - digo al beber mi café.

Hay dos opciones: 1- que la muy sinvergüenza me beso y lo disimula bien… pero ¿por qué? 2- que todo fue un sueño y estoy buscando una aguja en un pajar.

Al terminar de beber mi café beso la frente de mi madre y salgo hacia la oficina, en el camino “ella” y Frederick dialogan sobre el arte contemporáneo y algunas grandes obras literarias, prefiero no intervenir en esta ocasión, tengo cosas más importantes en que pensar…

Al llegar a la oficina le pido a Diane (secretaria) que por favor no me pase ninguna llamada, a menos que sea Dimitri. A penas llego me sirvo una copa de vodka y trato de relajarme, a pesar que todo a punta a que anoche no sucedió nada, mas que un “estúpido” sueño, sigo pensando que ella me besó…

Me quedo un rato sentada bebiendo algunas copas de vodka hasta que Diane me avisa que Dimitri llego – hazlo pasar – digo al salir de mis pensamientos – Buenos días – dice Dimitri al entrar – Buenos días – digo al levantarme y abrazarlo – acabo de saludar a tu esposa, se veía pensativa, creo que ni me escucho – dice al sentarse – no hablemos de ella… hablemos del nuevo cliente – digo al sentarme y desabotonar dos botones de mi blusa, hace un poco de calor – él es sumamente joven, tiene 20 años, quiere conocerte esta noche en club 207 – dice alegremente - ¿por qué ahí? – digo al arreglar mis mangas hasta el codo – por que su esposa es latina y le encanta ir a ese club a bailar música tropical, quiere que asistas con Lena, cuando le dije que estabas casada con una mujer, la idea le encanto… tu tía y yo, también iremos, espero que dejen sus peleas por un momento, necesitamos a Damián… - dice al servirse una copa de vodka – esta bien… - digo al suspirar – no te preocupes, Katerina y yo pasamos por esa etapa, había días que quería ahorcarla, pero al ver esa sonrisa tan maravillosa que tiene… (Suspiro) el enojo se iba y solo quedaba el gran amor que le tengo… - dice al dar otro hondo suspiro – entiendo… - digo al levantarme – trataré de no matarla, aunque será imposible… - digo en voz baja – ¿decías? – Dice al rascar su castaño cabello – nada… digo que entonces nos veremos allá – digo al sonreír – nos veremos allá entonces… a las 10:00PM – dice al levantarse – ok – digo al estrechar su mano – nos vemos – dice antes de salir.

¡Lo que me faltaba! – digo al salir de mi oficina – y esas flores – digo al ver a una joven con un enorme ramo de rosas rojas – es para la señora Volkova – dice al sonreír de forma coqueta – para mí? – digo al fruncir el ceño – no… para su esposa – dice al entregármelas – ah ok – digo con desgano al tomarlas.

Camino de prisa por aquel pasillo que conozco muy bien – la señora se encuentra ocupada con el… - dice su secretaria al detenerme - ¡NO ME INTERESA! – digo al abrir la puerta sin ni siquiera tocar – María, cuantas veces te he dicho… - dice Lena sorprendida al verme – tenemos que hablar… – digo sin mirar al joven de mensajería – volveré… volveré… más tarde – dice nervioso al verme – esta bien – dice ella al levantarse – toma… - digo al entregarle las flores – son bellísimas… - dice al sonreír, para después fruncir el ceño – ni pienses que yo te las traje… de seguro fue uno de tus amantes – digo al sentarme y reír irónicamente – sabía que un detalle así no podría ser tuyo… eres muy ani… - la interrumpo – si hablamos de animales… no vine a discutir, solo vine a decirte que a las 10:00PM tendremos que ir al club 207 a conocer al nuevo cliente y a su esposa… tendremos que actuar como una pareja, ya hasta me has pegado tus malos vicios “actuar” – digo al levantarme y darme la vuelta - ¡NO TE SOPORTO! – Dice furiosa – nos vemos en la noche… - digo antes de salir.

El día transcurrió un poco lento, revise algunos papeles sin importancia, ni siquiera salí a almorzar – de quién habrán sido esas flores…- digo al cerrar una carpeta color marrón - ¡DE QUIÉN! – Digo al golpear el escritorio – no tengo por que molestarme, bien sabía que tarde o temprano uno de sus amantes aparecería… - digo al levantarme y mirar desde mi ventana el atardecer – señora… - dice Diane tímidamente al tocar la puerta – pasa – digo sin quitar la vista de la ventana – ya me voy, se le ofrece algo… - dice en tono bajo, pero aún así la pude escuchar – quiero que me averigües quien le trajo esas flores a Elena – digo al apretar mis puños – ah esas flores las envió el señor Damián, a usted le envió unas también con una botella de vino, hace más de una hora le dije que habían llegado, pero me dijo que no la molestara – dice con cierto dolor en sus palabras – lo siento… esa mujer pone mi vida de cabeza – digo al voltearme – hasta mañana… - dice antes de cerrar la puerta.

Tomo mi abrigo y salgo de la oficina – la insulte y no… eso no quita que sea una… - digo al tomar el ascensor. Al llegar al estacionamiento me encuentro con Alan – y Elena? – digo al subirme a la negra camioneta – su esposa salió con su madre de compras… - dice al encender el auto – esta bien… - digo al colocarme mi ipod.

No quiero pensar, pero esa mujer se apodera de mi mente de una manera casi adictiva, me estoy haciendo adicta a pelear con ella, a verla diariamente, me estoy haciendo adicta a su aroma, a sus ojos, a esos gestos que hace cuando lee algún libro o revisa algún documento… me estoy haciendo adicta a ella.

Al llegar a la mansión saludo a nanny y subo a mi habitación – mi niña quiere un té de limón – dice nanny al entrar – no… voy a dormir un rato, gracias – digo al sacarme la ropa – dile a Frederick que le doy la noche libre – digo al buscar mi camiseta blanca favorita – le diré… - dice antes de salir.

Veo el reloj (7:00PM) para luego acostarme a dormir…

En mi mente vuelve la escena de anoche, ese aroma que tiene su cuerpo es tan… es tan dulce, pero a la vez excitante, sus labios queman los míos, si hubiera abierto mi boca, aunque sea un poco me hubiera dado cuenta si era un sueño o no… - ¡YULIA! – dice mi madre al jalonearme – ya… ya… cálmate – digo frotar mis ojos – son las 9:15PM ¡levántate! – dice antes de salir.

Me levanto aun somnolienta y entro al baño – estoy a punto de enloquecer… - digo al abrir las llaves de la tina, dejando que el agua caliente fluya – espero no tener que bailar… eso sería lo peor… - digo al sacarme la camiseta y las bragas blancas.

En segundos el cuarto de baño queda inundado por el vapor del agua caliente – espero que esto me relaje… – digo al entrar en la tina y tomar la esponja de color rosa.

Me quedo ahí algunos minutos hasta que noto la hora y salgo de prisa - ¿qué me pondré? – Digo al abrir el armario - ¿falda o pantalón? – Digo al secar mi cabello - pantalón… - digo al sacar un jeans algo agujereado – esto estará bien – digo al sacar un top negro – no me pondré nada especial, solo quiero cerrar el trato y ya… - digo al colocarme las sandalias negras,

Al terminar de peinarme y maquillarme, me coloco una chamarra blanca para luego bajar.

Al bajar me siento en la sala a esperar a Lena – todavía no baja… - digo al bostezar – no, su madre la esta ayudando – dice nanny al sentarse a mi lado – a veces mi madre se olvida que soy su hija… - digo al hacer una mueca – no diga eso, su madre la adora…. espero que esta noche trate bien a la señora Lena… - dice de forma suave al sonreír – no te prometo nada, ella siempre logra hacer algo que me impacienta… - digo al tocar mi cabeza – ahí viene – dice nanny al subir la mirada – luce hermosa… - dice en tono bajo al sonreír – eso lo… dudo - digo al mirar lo hermosa que luce, lleva puesto un jeans negro, un top de igual color que deja ver un poco, sus pecosos pechos debido al escote – vámonos… - dice al colocarse una chamarra negra – hasta que al fin… - digo al salir y subirme a la camioneta.

El camino es muy silencioso, ambas estamos sentadas en la parte de atrás, no puedo dejar de mirarla, se ve hermosa, además de sexy, sus ojos van fijos en la ventana hasta que en un instante, nuestras miradas se cruzan - ¿qué? – Dice al levantar una ceja – qué de qué – digo al mirar a otra dirección – no me fastidies, no tengo humor – dice al cruzar sus brazos – ah es que yo si… no sabes el infierno que es estar a tu lado – digo al ver desde lejos el Kremlin – por primera vez estamos de acuerdo… es fastidioso estar al lado de una enana quejosa - dice al suspirar y sonreír – si, es muy difícil estar al lado de una bruja sin escrúpulos como tu… timaste a mi padre, pero no lo harás conmigo – digo al salir – ahí están… - dice mi tía al verme – hola… - digo al abrazar a Dimitri – Lena ¿cómo estas? – dice mi tía al besar su mejilla –bien y usted – dice al imitar la acción – bien, espero que ya no peleen – dice mi tía al abrazarme – ya no… - digo besar la frente de esta – eso me alegra – dice al sonreír – entremos… - dice Dimitri al tomar el brazo de mi tía – si… - digo al hacer una mueca y tomar la mano de Lena al entrar.

El lugar esta lleno tanto de latinos como rusos, la música esta un poco pegajosa ♪ Si yo me vuelvo a enamorar, tendré cuidado al entregar mi corazón, sin esperar que alguien me ame, de verdad, las puertas yo las abriré, los sentimientos, los guardaré, cuando alguien se los gane, confieso que se los daré…♪
– Buenas noches – dice Dimitri al detenerse en una de las mesas – Buenas noches – dice un chico rubio de ojos grises al levantarse – esta es mi esposa Katerina – dice al señalarla – mucho gusto – dice mi tía al tomar su mano y sonreír – supongo que tu eres Yulia – dice el chico al mirar a Lena – como me confunden con esa… - digo en voz queda – ¡auch! – digo al sentir un pisotón de parte de Lena ¿me piso? Pero que atrevida – no, soy Lena – dice al darle la mano – OH disculpa, entonces tu eres Yulia – dice al darme la mano – así es – digo al sonreír y tocar un poco mi pie – esta es mi esposa Jazmín – dice al señalar a una bella joven de de piel bronceada, cabello negro rizado y ojos pardos – mucho gusto – dice al tomar mi mano – el gusto es mío… ella es mi esposa Lena – digo al señalarla - mucho gusto – dice al tomar la mano de esta – lo mismo digo – dice Lena al sentarse – hoy no quiero que hablemos de negocios, de eso hablaremos mañana, los invite porque quiero conocerlos un poco mejor y para que todos pasemos un rato chévere – dice al sonreír.

Hablamos de todo un poco, nos comenta que conoció a Jazmín en un viaje de negocios a Colombia “fue amor a primera vista” dice al tomar su mano y besarla, sé ve que ambos están muy enamorados “y ustedes” dice Jazmín al mirarnos “nos enamoramos a primera vista, pero fuimos muy orgullosas para reconocerlo” dice Lena al mirar a otra dirección “es muy difícil bajar tu orgullo por una persona…” digo al mirarla “eso es cierto, que tal si bailamos” dice Damián al levantarse junto con su esposa “yo…” digo al rascar mi cabeza “vamos, es fácil… solo déjate llevar” dice Jazmín al tomar mi mano “eso es lo que no quiero” pienso al levantarme.
♪ Al conocernos me prometiste, darme tu amor para toda la vida, pero muy tarde me he dado cuenta…♪
Los seis caminamos hasta la pista – esta que está sonando es un merengue algo viejo, puedes tomarla por la cintura si quieres, solo déjense llevar por el ritmo – dice Jazmín al colocar la mano de Damián en su cintura.

♪ Que me engañabas, que me hablabas mentiras… dejaste que de ti me enamorara y me acostumbrara solamente a tu cariño…♪

Tanto mis tíos como Damián y su esposa se mueven al ritmo cálido de la canción ♪ y ahora estoy pagando mi condena, tú no debiste estar conmigo siendo ajena… ♪
– vamos… - dice Lena al tomar mis manos – cierra los ojos… - dice al cerrar los suyos – ahora me mandas… - digo al hacer una mueca – solo cierra los ojos… - dice molesta – está bien… - digo al cerrar los ojos – es muy fácil… al cerrar los ojos, podrás dejarte llevar un poco mejor y tomarás el ritmo de la canción, se supone que el caballero debe guiar a la dama, pero en esta ocasión es diferente, así que yo lo haré… - dice a al acercarse un poco más y colocar su mano en mi cintura – deja de darme lecciones baratas de baile… se bailar perfectamente – digo al quitar su mano de mi cintura y sostener la suya – tome clases de baile en Londres… - ¿Por qué le dije eso? Acerco solo un poco nuestros cuerpos y empezamos a bailar.

♪ hay no ves cuanto me hiere tu traición, yo que soñaba con hacerte solo mía…♪
La manera en la que se mueve es tan… es tan sensual, como mueve sus caderas, sus ojos están cerrados, siento que estoy sudando, al darle la vuelta, vuelvo a sujetar su cintura, la música es muy contagiosa, aquel ritmo tropical esta embriagando mis sentidos, al igual que su movimientos ¿Acaso estaré excitada?

♪ ¡que lastima me da! Aun corre por mis venas, las llamas de pasión que me dejaste…♪
La canción seguía y por un momento nuestros cuerpos, olvidaron el lugar donde estábamos, el orgullo se había evaporado, ambas estábamos sudando y poco a poco nos íbamos acercando…
♪ dejaste que de ti me enamorara y me acostumbrara solamente a tu cariño y ahora estoy pagando mi condena, tú no debiste estar conmigo siendo ajena ♪

Cierro los ojos y me dejo llevar por el ritmo de la canción, acerco un poco más nuestros cuerpos hasta que puedo aspirar su perfume – no te acerques… tanto… - dice con la voz entrecortada – como… como si quisiera… - digo al sonreír - ¿por qué eres así? – dice sin dejar de moverse – porque no me agradas, porque odio tener que fingir… - digo al abrir los ojos y toparme con el verde de los suyos – eres insoportable… - dice al detenerse – y tu no? – digo al suspirar y sonreír – iré a sentarme…. – dice al quitar mi mano de su cintura – entiende… yo jamás podré sentir otra cosa por ti que no sea odio…- digo al bajar la mirada - ¡Eres Una Estúpida! – dice al pisarme e irse - ¡auch! – digo al sentir el punzante dolor en mi pie - ¡BRUJA! – digo al sostener mi pie.

Pero que se ha creído esa mujer… ¿la mamá de tarzán?

Me acerco a Dimitri y le digo que Lena no se siente bien – está bien… nos vemos mañana – dice al sonreír – ok… - digo antes de salir del lugar.

¡La detesto! ¿Quién la entiende? Le salvo la vida, me comporto de forma tierna con ella y que recibo una buena bofetada y ahora ¡me pisa! Y dice que yo soy una bestia…

Al salir noto que está sentada al lado de Alan – vamos… - digo al subir y quitarme la sandalia del pie derecho – no puedo creer que haya bailado… - la interrumpo - ¡CALLATE! Lo que queda de camino, no quiero oírte… - digo al acariciar mi lastimado pie.

Al llegar a la mansión ella corre a su habitación y azota la puerta - ¿Qué le hiciste? – Dice mi madre al quitarse los anteojos – tendrás que cambiar esa frase… ¡no la porto más! – Digo al sentarme en el sofá blanco de la sala – Damián nos invito a bailar “como de decirle que no” estábamos bailando y ella me pidió que no me acercará más y así lo hice, comenzamos a discutir y la muy… - digo al mirar mi pie – me dio tremendo pisotón… de aquí a que se acabe el año, estaré en el hospital, primero me abofetea y segundo me pisa… la próxima vez es capaz de arrollarme – digo enojada al suspirar – la próxima vez que me bofetee o me pise haré lo mismo – digo al levantarme - ¿le pegarás? – dice mi madre al dilatar sus pupilas – si ella lo hace, si – digo al hacer una mueca de dolor a tocar mi pie – traten de arreglar sus problemas, antes de que se maten – dice al ver mi enrojecido pie – ella no me matará a mi… yo lo haré – digo al subir las escaleras- a veces pienso… que ojala fueran amigas – dice mi madre en tono bajo – NO DIGAS TONTERÍAS… prefiero morir antes que ser amiga de ella – digo al hacer una mueca de dolor.

Entro a mi habitación y me saco la ropa – pobrecito… - digo al acariciar mi magullado pie – no sé como puedo sentir esto por ella… - digo al colocarme un boxer negro y una camiseta de tirantes rosa. Me tomo mis pastillas y me acuesto a dormir.

En toda la noche no me desperté…

Al día siguiente…
Me levanto lo más temprano que puedo, no quiero verla, aun me duele un poco el pie. Al terminar de vestirme bajo al comedor y me despido de nanny – vamos… - digo al mirar a Alan – y la señora… - dice al subir a la camioneta – no está despierta… vámonos – digo al subir y colocarme unas gafas oscuras.

Al llegar a la empresa me encierro en mi oficina, más que molesta con ella, estoy molesta conmigo misma, si le quitamos lo “arpía” sería una gran mujer, pero lastimosamente no lo es, aun no entiendo por qué la amo, no entiendo por qué me hace sentir de esta manera…gracias a Dios no sabe el poder que tiene sobre mi.

La mañana transcurre normal, cerramos el trato con Damián y almuerzo con un nuevo cliente, todo esta volviendo a la normalidad, menos mi relación con ella, a pesar que la ame, es una tortura estar a su lado, es tan insoportable, tan malcriada e impulsiva… que logra irritarme con facilidad “polos opuestos se atraen” – blah… - digo al suspirar y levantarme del escritorio.

Salgo de mi oficina y camino hacia la de ella – la señora Elena no está… - dice María al detenerme – y donde esta la “señora” si puede saberse – digo al levantar una ceja – salió con su madre a tomar un café – dice sin mirarme – al de la esquina… - digo al mirar mi reloj de pulso (2:30PM) – eso creo… - dice al ordenar unos papeles – gracias… - digo al caminar de prisa hacia mi oficina y tomar tanto mi abrigo como mi portafolio.

¿Qué tanto hablarán? Pienso al tomar el ascensor, últimamente he leído a escondidas, algunos libros de poesía donde describen el amor, como un sentimiento tan maravilloso y fugaz, que todos deberíamos probar… bueno eso dicen los escritores; hablan del amor como la sensación más irracional, fantástica e inigualable del mundo, invitando al lector que quiera probarlo, aunque sea un instante. Yo ya lo siento y no le veo nada de fantástico e inigualable, siento que cada día me hago vulnerable y que si no pruebo ese néctar prohibido que son sus labios, moriré…

Sé que muchos de ustedes pensarán que debo dejar caer mi orgullo y confesarle mis sentimientos, pero deben entender que eso es casi imposible, yo no quería casarme con ella “Y lo hice” no quería amarla “Y lo hago” cada cosa que mi padre pensó, se esta realizando…

De alguna forma él sabía que terminaría amándola locamente y muy a mi pesar lo hago… cierro los ojos y quisiera despertarme, ver que nada de lo que esta ocurriendo es cierto, pero al hacerlo solo hallo su imagen en mi mente, recordándome que cada día, cada instante este sentimiento por ella crece, más y más…

Al salir del ascensor me tropiezo con un joven, cosa que hace que mi portafolio caiga y se abra, haciendo que algunos papeles revoloteen por el aire, debido a la helada brisa - ¿qué más podría pasar? – digo molestar al agacharme y recoger mis papeles, en eso escucho voces familiares y alzo la vista.

Entonces ahí hallo el por qué la amo, camina pausadamente, mientras ríe alegre con mi madre, sus rizos se encuentran traviesos revoloteando en el aire, sus ojos cobran de manera sorprendente ese brillo, ese brillo fantástico que me causa calma y que a la vez me estremece, su sonrisa cobra vida, jamás la había visto reír de aquella manera, sus hoyuelos se hacen presente…

Me doy de cuenta que al ver sus ojos puedo ver el mundo a través de ellos, que por más furiosa que este, si ella sonríe de esa manera el mundo se detiene, siempre pensé que no había nada más bello, que la luna o las estrellas, sin embargo me equivoque, ningún astro puede igualar su belleza.

Siempre me he sentido sola a pesar de estar rodeada de personas, pero al estar junto a ella, aunque sea discutiendo, me siento completa, siento que tengo todo… tengo que callar por mi bien, ella jamás me amara, solo ama el dinero y a ella misma.

Termino de recoger mis papeles y me escondo para que no me vean, tomo un taxi y me dirijo a casa – aló James – si, ¿cómo te sientes? te ocurre algo – mejor… no, solo te llamaba para que me hicieras un favor – dime haber si te puedo ayudar - hay un libro que quiero que busques - ¿cómo se llama? – Fiebre de verano… al parecer el libro es muy famoso y difícil de encontrar – no te preocupes, veré que hago, creo que escuché mencionar por ahí ese titulo – esta bien, nos vemos – ok… bye – digo al colgar.

Al llegar a la mansión me dirijo a mi habitación sin saludar a nanny, me saco la ropa y tomo un bolígrafo y un papel.

Cada día se apodera del más simple de mis pensamientos, esta en todo lo que hago, siento y digo…
Me encanta cuando los cálidos rayos de sol, la iluminan de una manera sobrenatural, al soplar la brisa, sus rizos cobran vida moviéndose al compás del viento, algunos pegan en su rostro, mientras ellas los toma de manera sutil para colocarlos detrás de su oreja y otros revolotean traviesos en el aire, nunca imagine pensar de esta forma de una mujer y menos de mi propia madrastra.

Quisiera, desearía no sentir esto por ella, cientos, miles, millones de veces me hecho la misma pregunta ¿dónde queda la razón? Cuando siento esas ganas locas de besarla, o sencillamente abrazarla para refugiarme de esta soledad en sus reconfortantes brazos, ¿Dónde queda la razón? Cuando al estar junto a ella un día malo no cuenta ¿Dónde queda la razón? Cuando me pierdo en ese verde selva que son sus ojos ¿dónde queda la razón? Cuando dejo atrás mi soberbia y quiero regalarle una estrella ¿dónde queda la razón? Cuando guardo en mi memoria cada gesto que hace, simplemente ¿Dónde queda la razón? Cuando le doy rienda suelta a mis sentimientos y me enamoro más de ella.

Al terminar de escribir me acuesto un rato en la cama y me quedo dormida.

Horas después…
Despierto un poco sudada – otra vez soñé con ella… – digo al frotar mis ojos y dar un leve bostezo - ¿Cuándo saldrás de mi mente y de todo mi ser? – digo al volver a cerrar los ojos.

Entonces vuelvo a escuchar como la puerta se abre lentamente, solo que esta vez no estoy dormida, su aroma llega hasta mi nariz haciendo que un suspiro espontáneo se escape de mis labios, escucho sus pasos mi corazón se acelera…

Entonces la siento junto a mi, pellizco levemente mi pierna, para cerciorarme que no estoy dormida, de pronto escucho su respiración ¿se esta cercando? ¡NO FUE UN SUEÑO! Lena me beso… pero que descarada… lo sabía, buena actriz tenía que ser.

Sus labios vuelven a besar los míos, me quedo quieta y respiro profundo, para aparentar que estoy dormida, abro un poco mis labios y la beso con suavidad, ella se detiene y yo hago un ruido como si roncara, rasco mi cuello y vuelvo hacer el mismo ruido, ella vuelve acercarse y roza mis labios con sutilidad.

Sus labios son húmedos y sumamente deliciosos, le correspondo el beso con tranquilidad, siento que estoy en un mundo jamás imaginado “como no estar feliz” llevo “soñando” deseando este momento tantas veces y por fin se me cumple, quisiera abrazarla y profundizar mas este deleite, pero se daría cuenta que no estoy dormida… ambas somos muy tercas y ninguna diría la verdadera razón por la que nos estamos besando, yo no le diré que la amo y ella no me dirá lo que siente o piensa, sé que no es amor… de seguro solo me desea.

Ella se separa de mis labios y sale de mi habitación – no fue un sueño… ella me beso aquella noche… al parecer si dejo caer sus principios – digo al saborear mis labios, su sabor aun esta en ellos.

La pregunta que más me interesa y sé que a ustedes, también ¿por qué viene a hurtadillas a mi habitación y me besa? No creo que sea amor o si?


Continuará...

9 comentarios:

  1. whattttt ...???????????!!!!!!!!! GEANIAL ezte WOUW jaajjaajjaja deseando leer el sigiente capitulo ezo zii black ezta bes si k nos as exo esperar muxisismo kasi me da un infarto de la desesperacion espero k para el proximo capitulo no nos agas esperar tanto plizz bueno saludos y grnadisimo fic felisitaciones a la autora

    ResponderEliminar
  2. hola, gracias por esta racion doble, estaba ansiosa por leerlos, me encantaron, y esos dos besos xd fueron geniales, yo tambien quiero saber si es amor o no por parte de lena, aunque creo que si, felicidades a la autora y gracias por subir esta historia y regalarnos unos minutos de alegria.

    Bombom7805

    ResponderEliminar
  3. Estubieron muy buenos los capitulos. Gracias por compartirla

    ResponderEliminar
  4. nooooooooooooooooooooooooo porque le cortas jajajajajajajaja no estuvieron geniales los capitulos espero sigas subiendo la continuacion me muero por saberrr que pasa entre esas dos espero se den unooooo yaaa consientes las dosss jajajajajaj en finnn gran trabajooo

    ResponderEliminar
  5. que dificil querer a alguien , quien mato a tu padre..ufff!! pobre yulia.
    gracias por los dos capitulos.!!

    ResponderEliminar
  6. SaKtOr:

    simplemente WoW
    asi sin palabras XD
    exelentes cap n.n m gustrn muxo
    sigue asi ya kiero ver k mas pasa
    cn mi adorada yulia *.*
    grax x los caps espero no tardes en subir los demas XD

    =w=.

    ResponderEliminar
  7. Brigida:^`_^^`
    Contentísima que al fin lo le estan dando la continuaciòn de este fic xd..... a mi me tiene atrapada porque esos son los amores màs duraderos y verderos aisnnn.... el amor, el amor...si mis queridas akton/ y Blacky gracias ,por esto espero que para la pròximo cap.....no se tan lejano las quiero por todo lo que hacen por nosotras ..asì que gracias otra ves....
    love&kiss
    Brigida

    ResponderEliminar
  8. D: ... por que por que!!???..... pues porque la ama no? lena es demasiado sincera como para hacerlo solo porque la desea...ademas.... estoy segura que recordó lo linda que se porto yulia con ella cuando le salvo la vida y ahí fue cuando comenzó a verla como alguien por quien podría comenzar a desarrollar sentimientos, jeje... muchas gracias por su trabajo y me encanto la idea de subir los 2 capis juntos... si lo dejabas en el 6 creo que me hubiera cortado las venas con galletitas ,mojadas en leche XP

    ResponderEliminar
  9. wow que buen capitulo, me muero de incertidumbre por conocer lo que va a suceder en la historia, y yo creo k lena siente mas que un sencillo capricho :D :D

    ResponderEliminar

Agradecemos y nos hace feliz que te animes a comentar, por favor al manifestar tu opinión recuerda hacerlo con tolerancia, recordando que no todos pensamos igual. Las críticas deben ser constructivas, siempre en un marco de respeto.

Las administradoras del blog se reservan el derecho de borrar cualquier comentario que resulte ofensivo.

Al comentar recuerda que estás mejorando tu cutis y reafirmando tus glúteos ^^